13 alimentos que son saludables solo en apariencia

13/06/2018 - 12:42 2270 Views

Erróneamente, en el imaginario común, muchos alimentos de consumo habitual son considerados saludables para nuestro organismo, casi indispensables. En realidad, no es exactamente así, y siempre es recomendable leer bien las etiquetas de los ingredientes que contienen.

De hecho, como observaremos, muchos alimentos que se encuentran normalmente en los comercios y en la despensa de todos nuestros hogares deberían ser consumidos con moderación o no deberían ser consumidos en absoluto, porque, a pesar de ser muy buenos, no resultan beneficiosos para el organismo.

Quienes más, quienes menos, cada uno de nosotros tratamos de cuidar el proprio bienestar físico a través de una dieta saludable, pero la verdad es que ciertos alimentos que consideramos particularmente beneficiosos, en realidad, no lo son.

Aditivos, edulcorantes y colorantes son sólo algunos de los ingredientes con los cuales es fácil encontrarse y los alimentos que se consumen a diario, incluyendo los snacks, a menudo contienen estas sustancias poco saludables.

Descubramos entonces cuáles son (y por qué) los 13 alimentos que parecen sanos, pero que no lo son.

1)    Alimentos sin gluten

Existen muchísimas personas que sufren intolerancias alimentarias, entre las cuales la celiaquía es quizás la más extendida. Para quienes sufren de esta condición, es esencial nutrirse con alimentos sin gluten para sentirse bien. ¡Pero cuidado! No todos los alimentos sin gluten son realmente saludables. De hecho, a menudo contienen aditivos dañinos. También en este caso es mejor controlar siempre las etiquetas de los productos.

2)   Galletitas de arroz.

Quienes desean mantener la línea, a menudo y con ganas, reemplazan el pan y los grisines con las galletitas de arroz, pensando erróneamente que este alimento es realmente saludable en todos los casos. En realidad, no es exactamente así. De hecho, siempre debemos prestar mucha atención a las etiquetas. Las galletitas de arroz, para que sean verdaderamente saludables, en ningún modo deben contener algunos ingredientes, como por ejemplo las levaduras, los almidones modificados y los colorantes.

3)   Chips de banana

Cuando se desee un refrigerio rápido y saludable, especialmente cuando se disponga de poco tiempo y se esté lejos de casa, es preferible comer fruta seca. Buena y mucho más práctica de llevar en una bolsa, si se la compara con la fruta fresca, la fruta seca es, en la mayoría de los casos, un snack lleno de beneficios para el cuerpo. Pero esto no se aplica a todos los frutos secos. De hecho, tanto los damascos tunecinos, como las rodajas de banana no son muy saludables en realidad. En efecto, los chips de banana son fritos y, por lo tanto, más calóricos que la banana natural. Además, a menudo se les agregan productos químicos, para que realzar su sabor.

4)   Fruta deshidratada

Además de los chips de banana, es bueno tener cuidado con la fruta deshidratada en general. En efecto, a menudo se la trata con fungicidas y dióxido de azufre. Estos procesos se emplean para evitar que desarrollen hongos y pierdan color. Por esta razón, es mejor no sobrepasarse con estos alimentos potencialmente peligrosos para la salud.

5)   Queso light

El queso en fetas, especialmente en sus versiones light con menos calorías, es considerado en modo equivocado un alimento saludable. En realidad no es una buena alternativa al queso clásico y es sin dudas más saludable comer un buen queso clásico de vez en cuando, en lugar de comer queso light con más frecuencia.

6)   Frutas y verduras enlatadas

En la dispensa de todas las casas es fácil encontrar cantidades de alimentos enlatados. También en este caso sería preferible consumir los vegetales y las fruta frescas. De hecho, en las latas se les agregan azúcares, sal y otras sustancias que no son necesarias. Por lo tanto, es aconsejable consumir siempre la fruta fresca de temporada.

7)    Hortalizas ricas en almidón.

Las hortalizas que son ricas en almidón contienen mucha menos fibra, vitaminas y minerales, sobre todo si se lo compara con su contenido calórico, que es muy alto. Por lo tanto, algunas hortalizas como las patatas, las calabazas y el maíz no resultan muy beneficiosas para nuestro organismo. Por este motivo, es aconsejable consumirlas en pequeñas cantidades.

8)   Yogurt

El yogurt también es considerado un alimento saludable y ligero. En realidad no es tan así, especialmente si se consideran aquellos con sabor a fruta. De hecho, son muy ricos en azúcares y colorantes y contienen muy pocas proteínas. Por esta razón es preferible reemplazar el yogurt de fruta con yogurt blanco, sin agregados sacarosa.

9)   Muesli

Los expertos en alimentación consideran el desayuno como una de las comidas principales y más importantes de todo el día. Por este motivo, muchas personas consumen diariamente el muesli, pensando en modo erróneo que es un alimento muy saludable. En realidad, a menudo posee azúcares y grasas agregadas que no son en absoluto beneficiosas para el organismo.

10) Pan con cereales

La elección del pan siempre es muy importante. En este caso, para obtener un producto saludable, es mejor comprar el pan blanco en rodajas que el pan elaborado con múltiples cereales. De hecho, si este último fue producido con una base de harina refinada, resulta menos saludable que el blanco.

11) Barras de cereales

Las barras energéticas compuestas por cereales, a menudo poseen las mismas calorías que una deliciosa barra de chocolate. Esto sucede porque generalmente en su producción se les agregan azúcares, aceite de palma y jarabes.

12) Salsas para ensaladas

Para mantener la línea, nunca pero nunca es bueno sustituir los condimentos con las salsas para las ensaladas. De hecho, incluso si estas pueden considerarse más sabrosas, son altamente ricas en azúcares.

13)   Jarabe de agave

El jarabe de agave, el cual se utiliza generalmente como un sustituto más saludable que el azúcar, en realidad contiene una cantidad mayor de fructosa.

Si el artículo te fue útil, ¡compártelo con tus amigos en Facebook!