El hogar y su entorno: 10 consejos para simplificarte la vida.

24/07/2018 - 12:16 857 Views

¡Que alce la mano a quien no le gustan los atajos! Déjame explicarte mejor, ¿qué reacción tendrías si alguien te explicara cómo hacer con simplicidad y rápidamente algo que hacías antes con gran esfuerzo, o incluso con aburrimiento?

Si tu reacción va desde el agradecimiento hasta el abrazo más apasionado: este artículo te dará una gran satisfacción. Pero si en cambio el consejo de los demás generalmente no te afecta demasiado: este artículo podría sorprenderte, en serio.

Como todos tenemos los mismos problemas, especialmente cuando hablamos de la vida diaria, ignorarlos y esperar que desaparezcan por sí solos no es la mejor opción. Desde cómo evitar que la bolsa de basura de los restos orgánicos se rompa cuando la extraemos del tacho de basura hasta cómo trasportar en bloque la ropa que está colgada en las perchas sin que se nos caigan o, todavía, cómo evitar que las burbujas del agua que está hirviendo se desborden todas las veces que nos hacemos una pasta.

Porque si la vida es más fácil para algunos, ¿por qué no puede serlo para todos? Comencemos entonces, a continuación está el primer de estos 10 consejos ingeniosos:

1. Encuentra esos pequeños objetos que has perdido dentro de casa

Como puedes ver en las fotos, el modo de hacerlo es muy simple: se toma un calcetín con un tejido más bien grueso, pero que deje igualmente pasar el aire, y se lo coloca sobre la manguera de la aspiradora. A continuación puedes comenzar a buscar por toda la casa como el radiestesia, en la búsqueda de tu oro.

2.  Evita que el papel de regalo se arruine

También este consejo es realmente simple: pero, se honesto, ¿lo habías pensado antes? Los tubos del papel higiénico son bastante inútiles, pero aquí te presentamos un uso que parece haber sido hecho exactamente para ellos: envuelve el papel de regalo y luego sujétalo con unos de estos tubos y verás que, a diferencia de lo que sucedería si lo sujetaras con una banda elástica normal, este papel se conservará sin ninguna marca ni arruga.

3. Transporta la ropa en las perchas logrando que no se caiga.

¡Es inútil que lo niegues! Cuando los vestidos que con tanto esfuerzo has logrado planchar, que te importan tanto como te importa tu brazo izquierdo, se deslizan dulce y directamente hacia el suelo, incluso el más paciente puede empezar a dudar de la justicia del mundo. Las perchas son una invención útil, pero la necesidad de transportar en ellas la ropa las pone en dificultad. Por esta razón, puedes resolver fácilmente el problema poniendo la ropa en bolsas grandes, cerrándolas en la parte superior, para tenerlas “quietas”. De esta forma, los daños que pueden ser causados por sus caídas libres en el pavimento se verán reducidos significativamente.

4. Construye un amplificador excelente con un vaso

Seguramente nunca pensaste en esto. Sin dudas, no representa la solución definitiva para tus necesidades acústicas, pero es una gran idea con tres ventajas. En primer lugar, es rápida de realizar, no presenta ningún costo, pero sobre todo es estéticamente muy apreciable. Imagina organizar una noche entre amigos (o una velada romántica) y salir con un truco como este: todos se quedarán con la boca abierta.

5. Pon orden los cables sueltos

En este caso puedes elegir qué idea usar, en función de cuánto te gusten los Lego o los juegos de tu infancia. Hacer todo es muy simple: extiende los cables que deseas ordenar y cuéntalos. Luego toma tantos ganchos de oficina (o si prefieres, los hombrecitos de lego con los que no juegas desde los 11 años de edad) cuantos cables tengas. Finalmente sujeta los ganchos en el escritorio (o encuentra la ubicación que sea más cómoda para tus hombrecitos) y mete dentro  los cables, que a partir de ahora estarán siempre listos para satisfacer tus necesidades “energéticas” y ordenados.

6. Evita que el agua hirviendo salte fuera de la olla

El agua que está hirviendo tiene su propio encanto … ¡siempre que se quede dentro de la olla! En qué medida es odiosa cuando te dejas distraer un segundo, tal vez para agarrar algo del cajón o para responder a un mensaje, y ella -que seguramente estaba vigilando tus movimientos– te engaña. Excede el nivel limite y se eleva mucho más allá del borde. En ese momento, incluso si te dedicas a mezclarla, ella todavía tardará unos segundos antes de decidirse a bajar. Unos segundos que significan el tiempo exacto y suficiente para ensuciar totalmente la hornalla que habías limpiado justo antes. Para evitar este tipo de tragedia es suficiente con colocar una cuchara de madera sobre el borde de la olla con agua: ¡funciona! Tan pronto como el agua toque la superficie del cucharón … ¡se relaja y se mantiene dentro de los niveles limite de ebullición!

7. Evita que la bolsa de los residuos orgánicos se rompa

Si a alguien nunca le ha sucedido: que nos escriba y nos cuente cómo lo hace, porque ¡que se rompa la bolsa del orgánico es un verdadero dolor! Siempre parece estar medio vacía, y entonces te dices “espero hasta mañana para tirarla, déjame llenarla todavía un poco más” y en cambio, puntual, ella solo está esperando el mejor momento para entrar en acción. Así, mientras la estás sacando del tacho de basura -y por un momento crees que la operación, esta vez y por primera vez, tendrá éxito– se rompe. Para evitar esta tragedia que sigue afligiendo nuestra vida doméstica, aquí te presentamos la solución: forra la base del tacho de basura con un papel de diario, mejor si es de un periódico, y verás que esto mantendrá la humedad bajo control impidiendo, o al menos disminuyendo, la posibilidad que tu bolsa de basura entre en acción en el momento menos oportuno.

8. Pintar la casa de blanco sin dejar rastros.

Este es otro consejo realmente pequeño y muy simple pero que debe decirse porque, sino lo sabes, tus sesiones como pintor estarán coronadas por muchos exclamaciones del tipo “¡oh, no!”y con maldiciones varias. Puedes resolver el problema de esta manera muy simple: equípate con una banda elástica plana y ancha y colócala en el medio del tarro, como si fuera un lazo. Esto te ayudará a hacer gotear el pincel cada vez que lo sumerjas en la pintura. ¡Limpio, rápido, sin sorpresas!

9. Protege los cables

Es estadísticamente imposible: estos cables están hechos para romperse. No se trata simplemente “obsolescencia programada”, sino, en realidad, de desgaste diario, que se efectúa incluso si eres cuidadoso e intentas doblar los cables lo más correctamente posible. Sin embargo, debes saber que para todo esto hay un remedio: es suficiente con desarmar los bolígrafos que ya no se escriben (o que se han roto), extraer el resorte y enroscarlo alrededor de los cablesque deseas proteger. Esto evitará que se doblen de forma innatural, razón fundamental de su desgaste.

10. Protege la ropa limpia del olor de aquellas que están sucias

Incluso este truco es realmente simple de llevar a cabo, pero pocas personas lo conocen. A menudo, cuando uno se va de vacaciones, tiende a poner demasiada ropa en una maleta y entonces,  en el momento de volver (y de rehacer la maleta) no sabe cómo enfrentar el problema de la división entre buenas y malas: es una broma, quería decir, entre la ropa limpia y la ropa sucia ¿Las que están sucias contagiaran el mal olor a aquellas limpias? ¿Cómo hacer? Es sencillo: pon simplemente una pastilla de jabón sobre la pila de la ropa limpia, esto les permitirá mantener el olor de a ropa recién lavada. Un consejo que es aún mejor si recuerdas que muchas veces nos olvidamos de llevarnos una bolsa de plástico para colocar en ella las ropas sucias.

¿Te gustó el artículo? ¡Entonces compártelo en Facebook!