Diana: 10 detalles de su vestido de novia que no conocías

17/05/2018 - 5:28 5201 Views

En el caso de Lady Diana, la curiosidad nunca ha cesado. De hecho, con el paso de los años, los secretos y curiosidades que se revelan son cada vez más. Por ejemplo: ¿crees que sabes todo sobre el vestido de novia que usó para el día de su boda con el Prícipe Carlos? ¿Seguro?

Diana Frances Spencer, también conocida como Lady Diana, Lady D y como Lady Di, fue desde 1981 hasta 1996 esposa de Carlos, Príncipe de Gales, heredero del trono del Reino Unido.

El matrimonio se celebró el 29 de julio y desde ese día la atención sobre ella y su vida privada nunca se ha extinguido. Todo o casi ha sido escrito sobre la princesa que hizo que todo el mundo se enamorara, pero aún quedan cosas por descubrir.

Su elegancia, su ropa, fueron un hermoso ejemplo a seguir e, incluso hoy, su vestido de novia sigue siendo uno de los más bellos e imitados de la historia de la moda. Descubramos juntos los 10 secretos sobre el vestido de novia de Diana >>

10) Fué respetuoso de las tradiciones

Para el día de la boda, Lady Diana respetó las tradiciones, al igual que su nuera Kate Middleton. De hecho, ambas vestían: algo nuevo, algo viejo, algo prestado y algo azul. El vestido nuevo fue hecho por una fábrica de seda británica, con apliques refinados de encaje antiguo y un lazo azul. El detalle prestado fue la tiara que llevo la Princesa Diana: se trata de una joya que la familia Spencer posee desde el siglo XVIII. 

9) La cola del vestido era demasiado larga

Estamos hablando de una de las colas de novia más hermosas y más imitadas de la historia, tenía un arrastre realmente fabuloso. Pero, ¿cuánto medía de largo? Pues 7 metros y 72 centímetros. Como ellos mismos han confesado, era tan engorrosa que a la princesa le resultó difícil entrar en el carruaje el día de su boda. Para la empresa titánica, debieron acudirla tres personas para ayudarla a entrar en el vehículo sin arruinar el precioso vestido.

8) Había un broche escondido en el vestido

¿Cuántas novias pierden peso antes de la boda, debido al estrés? Probablemente sea lo que le sucedió a Diana también. De hecho, para ajustar el vestido, la princesa usó un broche en la etiqueta del vestido. La joya era de oro de 18 quilates con preciosos diamantes blancos. Este precioso truco seguramente habrá engañado a los presentes en el día de su boda.

7) El encaje del vestido era muy antiguo

El encaje utilizado para enriquecer aún más el vestido de Lady D’ viene de los días de Queen Mary. Un encaje muy particular que probablemente proviene de los restos textiles de un bolso comprado en una subasta. Pero dado el origen dudoso, los rumores se persiguen entre sí. De hecho, algunos dicen que se trató de una donación de la Royal School of Needlework.

6) Un libro para celebrar el vestido

Se habló mucho y todavía hablamos de la elegancia y sofisticación de Lady D. Después de muchos años después de su muerte, la curiosidad sobre ella nunca ha cesado. De hecho, la pareja de diseñadores que fueron elegidos personalmente por la Princesa, David y Elisabeth Manuel, han publicado un libro en 2011 que se llama “A dress for Diana” (Un vestido para Diana).

5) El modelo del original ha desaparecido en la nada

En una subasta de 2005, se ofreció el prototipo del vestido de novia de Lady D’s, pero el equipo que lo hizo declaró que nunca existió. De hecho, el primer proyecto habría sido completamente diferente al vestido original que vistió Diana en la boda. De hecho, este tendría, según Emanuel y Elizabeth, un profundo escote en V y estaría hecho totalmente de encajes.

4) Tacones bajos para el día de la boda

Para evitar el sufrimiento, la princesa usó zapatos con un tacón de 5 cm. Para hacer este modelo de zapatilla de seda, se tardaron meses porque estaba embellecido con 542 lentejuelas y 132 perlas que formaban un patrón en forma de corazón. Además, las plantas fueron pintadas a mano con las iniciales de los dos cónyuges C y D.

3) El vestido estaba sucio

¿Quién hubiera pensado que el vestido de novia estaba manchado? ¿Y quién fue el que hizo el desastre? Pues Lady D misma, mientras estaba preparándose. Por error hizo caer unas gotas de perfume sobre el vestido y la falda se manchó. Quien reveló este secreto fue la maquilladora de Diana: Barbara Daly.

2) El paraguas combinado

Los diseñadores también crearon un paraguas en caso de lluvia. La tela era obviamente de color blanco marfil antiguo, en combinación con el vestido, bordada a mano y enriquecida con perlas y lentejuelas y con el mismo encaje del vestido.

1) Un corpiño muy apretado

Para que todo fuera perfecto, los diseñadores -acostumbrados a los cambios de peso de las novias en los días próximos a la gran fiesta- hicieron cinco corpiños diferentes para el vestido de novia. Finalmente, dada la delgadez de Diana que no paraba de adelgazar, ese día se vieron obligados a coserlo directamente sobre ella.

¿Te gustó el artículo? ¡Comoártelo con tus amigos en Facebook!