Insomnio: cómo hacer un ungüento soporífero en 4 pasos

02/07/2018 - 4:58 809 Views

 

Si alguna vez has sufrido de insomnio, sabes muy bien que puede ser devastador. En cambio, quien nunca lo ha sufrido, no tiene la mas mínima idea de cómo puede llegar a hacer sentir a una persona.

El insomnio es un trastorno del sueño, en el que una persona sana no logra conciliar el sueño y dormirse, aunque si el cuerpo realmente lo necesita. Una prolongación en el tiempo de esta condición puede producir complicaciones psicológicas importantes.

Las principales razones por las cuales se presenta el insomnio son la ansiedad, el estrés, la depresión, pero puede darse también a causa de muchos otros motivos. Desde los más simples, como no poder conciliar el sueño porque se ha visto una película violenta, hasta por la presencia de trastornos psicológicos, como el trastorno bipolar y la psiconeurosis.

Tiene en cuenta que si crees que estás sufriendo un trastorno más grave o no te sientes bien físicamente, debes hablar de ello con tu médico de cabecera. En cambio, si tu problema es pasajero y, a pesar de todo, te sientes bien, puedes probar este excelente remedio.

Veamos juntos cómo hacer un ungüento contra el insomnio en 4 pasos.

1) Ingredientes

Para realizar este remedio se necesitarán diferentes elementos, pero ello te garantizará un producto realmente de alta calidad. Necesitarás disponer de 250 ml de aceite de coco, 250 ml de aceite de semillas de uva y 250 gramos de cera de abejas. Todos estos ingredientes los puedes encontrar fácilmente en los negocios de herboristería o en las tiendas bio u orgánicas. Para finalizar, también necesitarás cuatro tipos de aceites esenciales, es decir: aceite de naranja, relajante. Aceite de lavanda, anti estrés. El aceite de cedro que ayuda a conciliar el sueño a la mente y el aceite de vetiver, que calma y relaja los nervios. También puedes encontrar todos estos aceites en los negocios de medicina herborista.

2) Procedimiento

Coge el aceite de coco, el aceite de semillas de uva y la cera de abejas y colócalos en un recipiente de vidrio o de plástico. Coloca todos ellos dentro del horno microondas para que se derritan, pero no los dejes durante más de un minuto. Extrae el recipiente y deja que la mezcla se enfríe por un momento, porque estará casi hirviendo; de hecho debes tener cuidado de no quemarte. En este momento, agrega a la mezcla que se ha derretido los cuatro aceites esenciales y mezcla todo junto. Coloca esta preparación en el refrigerador y consérvala allí hasta que se haya solidificado.

3) Cómo usarlo

Llegados a este punto solo tienes que probar el resultado. Puedes usarlo de esta manera. Antes de ir a la cama, agarra el frasco y coge un poco de la mezcla entre tus dedos, caliéntala un poco con el calor de las  manos para hacer que se derrita y pásala sobre las zonas sensibles. Puedes aplicarlo debajo de los pies, en las muñecas, en las sienes, detrás de tus orejas y sobre el pecho. Esta aplicación debe hacerse a través de un ligero masaje relajante con tus manos.

4) Conservación

Obviamente, al no haber usado conservantes, la duración del ungüento será limitada. Úsalo todas las noches, tanto para verificar su eficacia como para consumirlo en un tiempo más o menos breve. Para comprobar si ya no está en buenas condiciones, debes solo olerlo. Al igual que todos los aceites y las grasas en general, incluso el aceite de coco y aceite de semillas de uva, comienzan a volverse rancios después de un tiempo y te darás cuenta de su estado por el olor fuerte que producirán. Otro consejo: si crees que no puedes terminarlo todo, puedes siempre reducir las dosis a la mitad. Al menos evitarás desperdiciar los productos.

Si te gustó el artículo, compártelo con tus amigas en Facebook!