Tortilla con flores de calabacín, la receta del verano

30/07/2018 - 6:08 862 Views

Las flores de calabacín son aquellas flores que se encuentran en la punta del calabacín. Son consideradas como vegetales y, en cuanto tales, para ser degustadas pueden ser combinadas con diferentes ingredientes. Prácticamente cada acompañamiento puede hacerle justicia a esta deliciosa flor.

Quizás una de las recetas más conocidas y apreciadas, con las flores de calabacín, es hacerlas fritas. En este caso, las flores actúan como envoltorio de un delicioso relleno de mozzarella.

Sin embargo, este vegetal es delicioso por naturaleza e, incluso una combinación simple, le hace mostrar lo mejor de sí en la cocina. Lo importante, para obtener siempre un buen resultado, es limpiarlas bien y no cocinarlas demasiado.

De por sí, el delicado sabor y la liviana consistencia de las flores de calabacín nos sugiere de elaborarlas lo menos posible. Una cocción rápida, o su inclusión en una receta en un ultimo paso, es la forma correcta de mantener los nutrientes y el sabor de esta flor. Es por eso que una idea excelente es la de hacerlas en tortilla.

Para saber cómo pueden ser aprovechadas al máximo en una receta veraniega, incluso golosa, ¡debes ir a la página siguiente!

Cómo darle sabor a la tortilla con flores de calabacín

Una buena tortilla es una tortilla simple. Sin embargo, esto no significa que no le tengas que dar sabor: para esta receta es necesario batir 5 huevos enteros, una pizca de sal, dos cucharadas de queso parmesano y un calabacín rallado en un bol. Justamente el mismo calabacín que has mezclado en la masa le dará sabor. Si lo deseas, puedes poner las flores, en pedazos, en la mezcla, o incluso puedes sumarlas después.

 

Para cocinar la tortilla, usa la tapa

Para lograr una buena cocción será necesario aceitar una sartén y calentarla a fuego bajo. La mezcla debe ser vertida en la sartén toda junta, con un solo movimiento. Una vez que haya sido esparcida, no se debe tocar y se debe cubrir la sartén. La capa de vapor permitirá que la tortilla se cocine lenta y uniformemente. Cuando notes que la superficie está bastante firme, puedes girarla.

El toque de sabor extra para la tortilla

Cuando hayas girado la tortilla, habiéndola hecho saltar o gracias a la ayuda de un plato grande, será hora de darle sabor. Puedes esparcir un par de cucharadas de queso parmesano sobre la superficie y colocar encima 5 o 6 flores de calabacín limpias y, a continuación, cubrir todo. Gracias al parmesano, con cinco minutos a fuego lento las flores se cocinarán y se unirán a la tortilla. Luego, para completar la receta, puedes decorar con un poco de pimienta negra rallada.

Si te gustó la receta, ¡compártela con tus amigos en Facebook!