La zanahoria: un remedio natural inesperado y potente siempre al alcanze

18/04/2017 - 11:32 2784 Views
Igual no todos saben que existe un vegetal, común en nuestras mesas, con unas propiedades terapéuticas formidables: la zanahoria. Todos la conocemos por los beneficios que aporta a la vista o a la piel gracias a sus componentes, tales como sales minerales, potasio, magnesio, así como hierro y vitaminas, pero en realidad es capaz de luchar contra muchos males de la temporada fría.

No es sólo esto: la zanahoria, gracias a sus innumerables ventajas, es capaz de tratar los síntomas de muchos otros problemas de salud. Sólo tiene que seguir algunas recetas ideadas para mejorar las cualidades terapéuticas de esta verdura. Los procedimientos son muy simples pero el ingrediente principal es sobretodo barato y se puede encontrar en cualquier supermercado o frutería.

En las páginas siguientes, vamos a ver cuántos y cuáles son los beneficios a largo plazo de este alimento que, con remedios caseros simples, puede convertirse en un valioso aliado para nuestra salud!

Así que vamos a ver en detalle todos los beneficios y las recetas de este sorprendente vegetal. El articulo continua en la pagina siguiente >>

5) La zanahoria contra la infertilidad y la obesidad

De un importante estudio titulado “La calidad del semen en relación a la ingestión de antioxidantes en una población sana de sexo masculino”, se encontró que las zanahorias son una verdadera bendición para la salud humana en edad fértil, junto con otras verduras y frutas de color naranja, tales como la calabaza y el melón. Aún así, las zanahorias son buenas para combatir la obesidad en niños y adolescentes; lo que es cierto es que el número de personas jóvenes que tienen problemas de peso es cada vez mayor, por lo tanto, de acuerdo con un estudio publicado en la Revista de la Academia de Nutrición y Dietética, las zanahorias (juntas con otros vegetales como el brócoli o las espinacas) debe entrar en la dieta diaria de quien lucha con la obesidad. El articulo continua en la pagina siguiente >>

1



4) Zanahorias crudas o cocidas?

Los beneficios son muchos de cualquier forma se quieran comer, crudas o cocidas. En este último caso, consumirlas cocidas es útil para la absorción más eficaz de los beta-carotenos que, precisamente, se asimilan mejor después de la cocción. Las zanahorias hervidas, simplemente aliñadas con un poco de aceite y sal, son un plato sabroso, rápido y sano! Esto no quiere decir que la zanahoria cruda no tenga sus indudables ventajas, ya que permite asimilar mejor las vitaminas, como la importantísima vitamina C (que se deteriora con el calor). Entonces, via libre a sabrosas ensaladas de color… naranja! El articulo continua en la pagina siguiente >>

2



3) Como reconocer las zanahorias mejores?

Si es posible, siempre compre las zanahorias de los cultivos biológicos, es decir, las zanahorias que han sido producidas de acuerdo con los ciclos de la naturaleza, sin el uso de fertilizantes y pesticidas químicos, con el fin de disfrutar plenamente de la bondad y la autenticidad que la madre naturaleza nos ha dado. Compre zanahorias de un color naranja brillante. Por otra parte, hay que evitar las zanahorias que ya tienen las extremidades oscuras y quedan “blandas” al tacto. Estos vegetales se conservan en la nevera porque al aire libre se deterioran muy fácilmente. Si usted no tiene un huerto, pero sin embargo tiene una gran terraza, puede intentar su mano en el cultivo de zanahorias en ollas para tenerlas siempre frescas y disponibles durante todo el año! El articulo continua en la pagina siguiente >>

3



2) La zanahoria, un gran aliado para nuestra salud

Una hortaliza importante, la zanahoria nunca debe faltar en nuestra mesa durante todo el año porque se prestan para ser comidas crudas, cocidas, en ensaladas, como ingrediente para hacer salsas e incluso en postres (que delicia el pastel de zanahoria, ¿verdad?), pero también son aliadas bien valiosas de nuestra prosperidad. Garganta, ojos, la vista… las zanahorias son muy buenas para todo! El articulo termina en la pagina siguiente >>

4



1) El remedio para la tos: la receta.

Lave y limpie medio kilo de zanahorias y póngalas a cocer en agua hirviendo. Una vez que se hayan enfriado, las zanahorias se pueden aplastar con un tenedor o batidor, mezclándolas con cuatro cucharadas de miel hasta que la mezcla sea homogénea. Consérvelo en un frasco de vidrio y tómese tres / cuatro cucharadas al día para ver sus beneficios. Por supuesto, siendo un producto natural en el que los ingredientes son sólo dos, puede administrar tranquilamente esta “medicina” a los niños también!

5