influencer-fotos-instagram

Hay una verdad que tenemos que repetir hasta el cansancio como un mantra: lo que muestran las fotos publicadas en las redes no es la realidad. Los influencers tiene una serie de trucos y herramientas de edición que hacen que las imágenes sean perfectas pero, en realidad, son seres humanos con defectos como el resto de nosotros.

Danae Mercer, una influencer y periodista que cuenta con más de 1 millón de seguidores en Instagram, se cansó de la manipulación de las redes y decidió publicar una serie de videos donde muestra claramente como se eligen las poses, la luz, el efoque, la edición y como es el «tras bambalinas», es decir, el detrás de cámara de una foto de un cuerpo supuestamente perfecto.

Como obtener un «cuerpo de playa» para la foto

Su publicación más viral, fue un video donde muestra como se prepara para posar mostrando un perfecto «cuerpo de playa» luciendo un bikini rojo: «Probablemente hayan visto estas dos poses online (…) Esta es la cuestión: nadie se sienta así en la vida real. Lo hacen porque queda bien en las fotos», así inicia el epígrafe del video.

Acto seguido, la Danae explica cómo se logra la imagen deseada: «Levanta los costados de tu bikini para alargar tus piernas (evita si estás usando leggings, obviamente salta este paso). Crea un ángulo con tu cuerpo. Acerca bien a la cámara la parte de tu cuerpo que quieras agrandar. Aprieta TODO y ¡BAM! Una foto diferente, de la misma chica».

La influencer ha hecho muchísimas publicaciones «body positive» donde muestra que flacidez, celulitis, estrías y tantas otras características físicas no son algo horrible que erradicar, sino que son elementos presentes en todos los cuerpos de todas las mujeres, que deberían pensar en ser felices y no en odiar sus cuerpos por como son.

Lee también:

Instagram en la mira: el Vaticano investiga el «like» del Papa a la modelo erótica

Belleza en todas las formas: conoce a las más sexys modelos «curvy»

Violencia de género: ¿por qué se conmemora el 25 de noviembre?