Son los actores que han acompañado nuestra infancia. Convertidos en famosos desde niños o en su temprana adolescencia, algunos de han continuado y triunfando en el mundo del espectáculo, mientras que otros han caído tristemente en el olvido.

Un clásico ejemplo es Macaulay Culkin, más conocido como el protagonista de «Solo en casa» (película que conocemos de memoria porque, en Navidad, la vemos regularmente en la televisión de nuevo). Culkin no ha pasado una de las mejores adolescencias. De hecho, el éxito prematuro lo ha llevado a perderse entre alcohol y drogas, condenando así su carrera cinematográfica. Recientemente parece haberse recuperado, lanzándose en una nueva aventura: es de hecho el cantante del grupo «The Pizza Underground» ….

¿Quién lo hubiera dicho?

Pero seguramente no es el único joven talento en haber desperdiciado la carrera. Si muchas estrellas brillan en el cielo de Hollywood, otras tantas se han transformado en sombríos meteoritos. Veamos juntos cuales son las transformaciones más interesantes!


14) Jamie Bell
¿Cómo podríamos olvidarnos del actor que interpretaba al tierno Billy Elliot?
Él ha conseguido mantenerse a flote en el océano del ShowBusiness, encontrando siempre un trabajo «aquí y allí». Ha aparecido de hecho en célebres musicales como “Wake Me Up When September Ends” de Green Day, o en películas más recientes como el caso de la escandalosa “Nymphomaniac”.